Crear tu propio coworking ¿Qué esperas para iniciarlo?

Crear tu propio coworking.- Ya hace un tiempo que el término “coworking” surgió para cubrir la demanda de miles de personas emprendedoras que no tienen la capacidad económica para cubrir un espacio completo para su negocio.

De entrada, sabemos que poner en marcha un espacio así, resultara un trabajo duro y complicado, pero al final obtendrás tus recompensas. Estadísticas han revelado que el 60% de personas dueñas coworking han considerado que este es un modelo de negocio rentable.

Y en los últimos años estos datos han ido en aumento, y no dudamos que sigan creciendo. Así como este tipo de información hay mucha más que ha hecho que muchos emprendedores se planteen la idea de iniciar con este centro de trabajo colaborativo en su ciudad.

Crear tu propio coworking, ¿qué esperas para iniciarlo?

Imagen descargada del sitio web Pixabay.

Mucho rodeo, ya te mostraremos por lo que comenzaste a leer este artículo y te despejaremos algunas de las dudas que te han surgido para iniciar un espacio así.

Antes que nada, debes tener muy presente el sentido de emprendimiento y la ilusión con la que comenzaste para sacar adelante este proyecto. Porque en cualquier momento pueden surgir inconvenientes y adversidades, pero vamos, qué buen negocio no ha pasado por eso, siempre hay que hacerle frente a la situación para continuar.

INVESTIGACION DE MERCADO.

Lo que tienes que hacer al momento de crear tu propio coworking, es realizar una investigación a profundidad del mercado actual. Puedes iniciar enumerando los coworking mas cercanos a tu zona, mencionando su modelo de negocios, target al que se está dirigiendo, precios. Esto resultará útil para comenzar a estructurar tu propio plan de negocio conforme a tu competencia directa y permitiéndote crear un diferenciador del resto.

¿No sabes por donde comenzar tu investigación? La mejor forma es realizando encuestas; ya sea en la calle, vía online, telefónica, etc. ¿No tienes el tiempo para eso? No te estreses, puedes contratar a una empresa que se dedica a hacer este tipo de trabajo.

PLAN DE NEGOCIOS.

Perfecto, ahora ya conoces más sobre tu competencia y tu mercado objetivo. Ha llegado el momento de elaborar tu plan de negocio.

Te estarás preguntando, ¿para qué me va a servir este documento? Principalmente te permitirá conocer la viabilidad técnica y económica de tu proyecto, y dependiendo de eso podrás obtener préstamos e inversiones para ponerlo en marcha.

¿Qué nunca has realizado uno?, ¿no sabes cómo hacerlo? Puedes contratar a un especialista que te ayude a desarrollar temas que son más concretos como el análisis financiero; de estimación de demanda, diseño de productos, entre otros…

Imagen descargada del sitio web Pixabay.

Estructura de un plan de negocio:

  1. Resumen ejecutivo.
  2. Definición del negocio.
  3. Estudio de mercado.
  4. Estudio técnico.
  5. Organización del negocio.
  6. Estudio de la inversión.
  7. Ingresos y egresos.
  8. Estudio financiero.

IDENTIFICA TU PERFIL DE COWORKER.

No es posible comenzar a construir un espacio sin conocer primero a tu público objetivo. Y aunque resulte imprescindible definir quién será tu tipo cliente, aún más en un coworking porque cualquier persona puede llegar a hasta ese tipo de espacios.

Es necesario que lo definas lo mejor que posible para que te puedas enfocar en él y no te encuentres disperso en el servicio que está ofreciendo.

UBICACIÓN.

Una buena ubicación es la clave para que la sede de tu coworking se potencialice. Teniendo en cuenta la investigación de mercado ya antes hecha, ya tendrás una idea de donde quieres que se ubique y delimitada la zona.

Ten en cuenta que, al momento de elegir tu local, vas a necesitar que cuente con licencia, instalación de aire acondicionado, asegúrate de que la estructura y los sistemas de agua y luz están correctamente… Y estar bien informado del tiempo y tipo de contratación.

LICENCIA.

Llego el momento con más incertidumbre a la hora de abrir un negocio y crear tu propio coworking, la licencia. Son trabas gubernamentales que están fuera de tus manos, aunque son muchas debes estar preparado para hacerle frente.

El problema mayor con el que te vas a encontrar es que para crear tu propio coworking, es que, no existe como tal una licencia de apertura y actividad para este tipo de negocios, y ya va a depender de la cual sea tu principal actividad podrás obtener una licencia, pero ninguna se adaptara completamente a lo que tú necesitas.

Y lo mejor que puedes hacer es cumplir con los estándares de la regulación de espacio comerciales. Va a depender de las actividades que incluyas, donde tendrás que leer e interpretar cada una de las regulaciones, intentando ser lo más perfecto.

FINANCIAMIENTO.

Hoy en día los emprendedores cuentan con diferentes fuentes de financiamiento. A través de una página web, acercándote a programas de emprendimiento y pymes, pedir un préstamo a algún banco.

Existen numerosas empresas privadas y organismos que ofrecen este tipo de ayudas para la creación de empresas, incluso convocan concursos anuales cuyo premio es la subvención del proyecto.

También, puedes buscar inversionistas a los que venderles tu plan de negocio y esperar a que les gusten y financien tu proyecto.

MANTÉN SATISFECHOS A TUS COWORKERS.

Los aspectos que miden el éxito en la industria del coworking son los ingresos recurrentes y las tasas de retención de miembros. No hay duda de que perderás miembros independientemente de lo que hagas, ya que hay una serie de factores que están fuera de tu control.

Sin embargo la satisfacción de los miembros es tu responsabilidad.

Si lo que buscas son espacios de oficina cómodos y que cumplan con todas las amenidades correspondiente vista GEMTEK en donde te ofreceremos excelentes espacios de oficina, recuerda mantén satisfechos a tus colaboradores.

0 0 votos
Article Rating
Subscribirse
Notificar de
guest
0 Comments
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios

Compare listings

Compare
0
Nos Importa tu opinión, por favor comentax
()
x